Redes y Observatorios

Nieto y Villalobos en la reunion de trabajo

Nieto y Villalobos se reúnen para impulsar el diálogo entre Junta de Andalucía y FAMP a fin de situar a los ayuntamientos en el epicentro de la gestión de las políticas públicas

El consejero de Justicia, Administración Local y Función Pública se reúne con el presidente de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias para fijar una agenda de prioridades políticas y presupuestarias

El consejero de Justicia, Administración Local y Función Pública de la Junta de Andalucía, José Antonio Nieto, se ha reunido este pasado martes con el presidente de la Federación Andaluza de Municipios y provincias (FAMP), Fernando Rodríguez Villalobos, con la finalidad de impulsar el papel de los ayuntamientos en la gestión de políticas públicas y darles voz en los proyectos legislativos que afectan al municipalismo.

Nieto ha mantenido una sesión de trabajo con Villalobos en el marco de la ronda de contactos que está manteniendo con representantes de instituciones y agentes sociales relacionadas con sus competencias. Durante el encuentro, el consejero de Justicia, Administración Local y Función Pública ha defendido el inicio de un “nuevo escenario de colaboración” con las entidades locales, para lo cual ha subrayado la importancia de “tender puentes permanentes de diálogo y colaboración” con los alcaldes y alcaldesas de Andalucía y la FAMP como la federación que aglutina y representa a las entidades locales. El consejero ha abogado por “buscar puntos de encuentro y consenso con la FAMP, las Diputaciones provinciales y los ayuntamientos para fijar una agenda de temas prioritarios desde el punto de vista político y presupuestario”.

Por su parte, Rodríguez Villalobos ha recordado que, “los ayuntamientos y las diputaciones han demostrado su capacidad para afrontar los retos en los momentos más difíciles y serán también los que favorezcan la cogobernanza por su conocimiento de la realidad local, ayudando con ello a afrontar la reconstrucción social y económica de Andalucía, para situarla a la cabeza de las Comunidades Autónomas en progreso e igualdad de oportunidades. Por ello, el presidente de la FAMP ha pedido que el municipalismo andaluz ocupe el lugar que le corresponde en las decisiones y actuaciones que toma el nuevo ejecutivo”.

Entre los asuntos tratados en el encuentro, destacan las políticas relacionadas con la despoblación y el reto demográfico, las economías verde y de los cuidados, la transparencia y la innovación; además de las distintas líneas de colaboración financiera de la Junta con los ayuntamientos (Plan de Fomento de Empleo Agrario, Subida del coste de los materiales, la simplificación de la burocracia administrativa que soportan las entidades locales; o la participación de las entidades locales en la gestión de los fondos Next-Gerantion- EU, y el nuevo Marco Plurianual 2021-27.

En la nueva legislatura, la vocación municipalista se refleja en la importancia dada en el Decreto de Estructura de la Consejería de Justicia, Administración Local y Función Pública a las competencias relaciones con las entidades locales, que pasan a depender de una Secretaría General de Administración Local en vez de una Dirección General como hasta ahora. Además de la Patrica (Participación en los Tributos de la Comunidad Autónoma), que se ha experimentado un incremento durante la pasada legislatura, la colaboración financiera de la Junta con los ayuntamientos se manifiesta a través del Plan de Cooperación Municipal, que desde 2019 se ha incrementado en un 41% hasta alcanzar 1.578 millones de euros.

Rodríguez Villalobos ha reivindicado “una subida acorde con las crisis que soportamos económica, sanitaria y humanitaria, semejante al aumento de financiación que ha tenido la Junta de Andalucía por parte del Gobierno de España y al aumento de presupuesto del Gobierno andaluz”. Además, el presidente de la FAMP, “ha puesto en valor” al Consejo Andaluz de Gobiernos Locales (CAGL) y al Consejo Andaluz de Concertación Local (CACL),  “solicitando a la Junta que recoja en sus proyectos normativos las aportaciones que se hacen desde el consenso en estos órganos de colaboración y concertación entre la Junta de Andalucía y los ayuntamientos”. 

La deuda de la Junta de Andalucía con los ayuntamientos ha pasado de 180 millones a finales de 2018 a apenas 9,2 millones, y el año pasado se aprobó un Decreto que permite a los consistorios aplazar el pago de su deuda con la Administración autonómica durante dos años y fraccionar luego el mismo hasta en 15 años para que puedan acceder a los fondos Next Generation-EU, que serán clave para la recuperación económica ante la crisis provocada por la pandemia.

Son algunas de las iniciativas puestas en marcha desde la Junta en el marco de la cooperación institucional con los municipios, junto a los planes de empleo, la Ley de financiación incondicionada para las Entidades Locales Autónomas (ELA), las medidas y ayudas para frenar la despoblación de determinadas comarcas o las subvenciones ante circunstancias excepcionales como las catástrofes naturales o el COVID. Durante esta reunión de trabajo, el consejero y presidente de la FAMP han manifestado “su intención de ahondar en esta colaboración desde la lealtad institucional y en beneficio de los vecinos y vecinas de Andalucía vivan donde vivan”.