Laboratorios participativos

lab-eficienciaenergetica
lab_comercio
ec-cuidado
logo_Lab_Turisno-local
lab-europa2020
28-01-2022 foto para medios

“La lucha contra el cambio climático precisa de la participación de todos, instituciones y sociedad civil”, concluyó la jornada de formación de la FAMP

La Federación Andaluza de Municipios y Provincias consiguió que expertos y técnicos en la gestión y adaptación de las ciudades a la lucha contra el cambio climático, además de personalidades políticas de ámbito nacional, autonómico y local, se dieran cita en un evento que ha planteado numerosas soluciones para mejorar la adaptación al cambio climático situando al agua en el centro de la acción.

La jornada “La adaptación al cambio climático de las ciudades: el agua” organizada por la Federación Andaluza de Municipios y Provincias, puso de relevancia la necesidad de unión y de compromiso ante los efectos que el cambio climático está ocasionando en nuestra sociedad, en un momento en el que la prevención y la adaptación son los ejes principales a la hora de abordar problemas como las subidas de temperaturas, las sequías o las lluvias torrenciales, que llevan tiempo afectándonos.

Para ello, la FAMP ha contado con personalidades políticas de diferentes ámbitos, tanto nacionales como locales, además de expertos y técnicos que explicaron y generaron una serie de soluciones y propuestas para mejorar la resiliencia, poniendo el foco en el agua, proponiendo respuestas que sirvan para anticiparnos y acondicionar nuestros pueblos y ciudades como modelos de adaptación en la lucha contra el cambio climático.

El presidente de la FAMP y de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, inauguró estas jornadas acompañado por el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán; la directora general de Calidad Ambiental y Cambio Climático de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, María López; y la concejal del área de Sostenibilidad Ambiental del Ayuntamiento de Almería, Margarita Cobos.

Villalobos reflejó en su discurso que: “Todos los ayuntamientos tenemos que preocuparnos por el cambio climático. Existe un firme compromiso desde el municipalismo como ha quedado demostrado en el Pacto de Alcaldes y en la Red de Ciudades por el Clima”.

Por su parte, el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, destacó que “no podemos tener una salud pública razonable si no tenemos una salud ambiental razonable”. “Tenemos que acompañar la lucha contra el cambio climático con recursos económicos y digitalización, la inversión es precisa. Por ello, además de los 8.000 millones de euros destinados a infraestructuras, se sumarán 2.500 millones de euros para digitalización”.

La jornada “La adaptación al cambio climático de las ciudades: el agua”, contó con una serie de ponencias, en las que el papel de las ciudades y los municipios se tornó esencial, tal y como manifestó el presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, Joaquín Páez durante su intervención: “Llevamos un largo periodo de tiempo con déficit de precipitaciones, por lo que contar con el Plan Especial de Gestión de Sequías es fundamental y todas las administraciones lo deberían tener para saber cómo actuar, al igual que existen planes especiales de emergencia en el abastecimiento de agua. Ambos son esenciales para afrontar las demandas de agua de la población”.

Otra de las intervenciones que presentó varias soluciones al problema de recuperación y utilización del agua, fue la de Josefina Maestu, consejo asesor de la Red Española para el Desarrollo Sostenible (REDS). “Disminuir pérdidas en las redes y saber cómo usamos el agua es fundamental para cumplir los ODS. Debemos acercarnos cada vez más al concepto de ciudades resilientes como propuestas como ciudades permeables en las que retener el agua de lluvia, o utilizar humedales transitorios que permitan la reutilización de esa agua”.

En este sentido, Mónica Pérez, directora de Infraestructura Verde/Azul y Turismo Sostenible de AGBAR, habló de sistemas urbanos de drenajes sostenibles como medidas de adaptación al cambio climático. “La escasez de recursos hídricos, la preocupación por la salud pública y la calidad del aire junto a la creciente población mundial, son algunos de los factores que nos hacen promover la resiliencia urbana, donde se plantean soluciones como colectores de alcantarillado, depósitos de regulación y sistemas activos de control en tiempo real, que servirán para mejorar el drenaje urbano. El predominio del asfaltado en nuestros modelos urbanos no es nada conveniente. Es imprescindible un buen diseño funcional y un plan de mantenimiento para asegurar la funcionalidad de los sistemas urbanos de drenajes sostenibles (SUDS) a lo largo de su vida útil”.

Otros temas que se trataron durante esta jornada fueron la telelectura y la inteligencia de los datos, a través de servicios digitales, a cargo de Claudio Cosentino, director Smart Metering AGBAR; estrategias urbanas contra el cambio climático, con María Sintes, de la Oficina Española de Cambio Climático; los indicadores ecosistémicos que analizó José Manuel Nieto, investigador CETAQUA Andalucía; o el panel de buenas prácticas en el que intervinieron Carlos Ramón, director gerente de Aguasvira; Francisco de Paula Algar, director gerente de EMPROACSA; y Jaime Palop, consejero delegado de EMASESA. Este último incidió en que “luchar contra el cambio climático es caro y se tiene que hacer ya, de forma anticipada. Debemos participar todos para que la solución nos llegue a todos. No nos quedemos parados porque esto se puede revertir”.

Por último, destacó la ponencia inspiradora de José Carlos Díez, director del foro de la Economía del Agua y miembro del consejo asesor para América Latina del PNUD, quien puso de manifiesto que “el sector del agua es un sector a potenciar y a defender”. “El ser humano ha acelerado el proceso de cambio climático, por lo que debemos pensar en un consumo de agua eficiente, desde los vecinos hasta la empresa de gestión de este recurso. Debemos aprovechar los Fondos Europeos para incorporar y mejorar infraestructuras y recuperar recursos hídricos. Es primordial la regulación y gestión eficiente de los recursos. Es clave para nuestra recuperación”.

La jornada fue clausurada por la secretaria general de la FAMP, Teresa Muela, y el director de Formación e Innovación Pública de la FAMP, Juan Manuel Fernández Ortega, quienes hicieron referencia al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia como factor clave para ayudar a municipios y ciudades a que sean más sostenibles y puedan luchar contra el cambio climático.