Laboratorios participativos

lab-eficienciaenergetica
lab_comercio
ec-cuidado
logo_Lab_Turisno-local
lab-europa2020
17-01-22

FAMP lanza el nuevo Laboratorio de Economía del Cuidado que contribuirá a la mejora de los servicios sociales de las corporaciones locales

Este lunes ha arrancado una nueva línea de trabajo que pretende situar a las personas en el centro de la economía poniendo en valor lo que cada generación pueda aportar y asegurando que “nadie queda atrás”

La Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP) ha promovido la creación de un nuevo Laboratorio de Innovación destinado a la Economía del Cuidado, una de las políticas palanca que se encuentra inmersa en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno de España, bajo la denominación “Nueva economía de los cuidados y Refuerzo de las políticas de inclusión”.

El lanzamiento, celebrado este lunes, al que han asistido representantes municipales de más de 40 corporaciones locales (diputaciones y ayuntamientos) ha contado con la participación del secretario general de Políticas Sociales, Voluntariado y Conciliación de la Junta de Andalucía, Daniel Salvatierra Mesa y el apoyo de la Fundación Ageing-Lab.   

La FAMP, a través de las entidades locales andaluzas, abordará desde un ejercicio de inteligencia colectiva y diseño social, una nueva línea de trabajo que contribuirá a la modernización y refuerzo del conjunto de los servicios sociales en Andalucía con especial atención al modelo de cuidados de larga duración; impulsando procesos de autodiagnóstico y testeo que permitan reorientar tanto las políticas públicas como sus servicios, promoviendo la innovación y un nuevo modelo centrado en la persona.

Desde el Laboratorio para La Economía de los Cuidados de la FAMP se dispondrá de un servicio para el asesoramiento y se abrirá un espacio para el encuentro y la reflexión; el co- diseño y co- gestión que permitirá el diseño y puesta en marcha de proyectos tractores en materia de servicios sociales. Al mismo tiempo que propiciará la transferencia de saberes gracias a la generación de un repositorio de proyectos (sostenibles y tecnológicos) que puedan ser implementados en cualquiera de las entidades ocales de Andalucía, y que ayuden a la cohesión social y territorial, y a la eliminación de las desigualdades.

La secretaria general de la FAMP, Teresa Muela, ha destacado que “las entidades sociales tienen un camino por recorrer y no pueden hacerlo solas. Necesitan diseñar y poner en marcha mecanismos de gobernanza multinivel, adaptando los servicios sociales a la denominada transición digital, verde e integradora. Por ello, invitamos a nuestras entidades locales a sumarse a esta nueva línea de trabajo, un proyecto de innovación social y pública, vinculado con la economía de los cuidados que ha comenzado este lunes”.

En este sentido, ha abundado que “es primordial articular un plan específico, contar con una hoja de ruta, que sitúe a las personas en el centro de la economía poniendo en valor lo que cada generación puede aportar al conjunto de la sociedad, asegurando que nadie queda atrás. Además de valorar adecuadamente las tareas de cuidados y apoyo, transformación social, bienestar social; así como el potencial de generación de empleo que ello supone. Y es que, la inversión en políticas de cuidado genera un círculo vicioso con impacto positivo en el empleo para hombres y mujeres. A mediano y largo plazo, la inversión en los sectores del cuidado produce externalidades positivas sobre el nivel de educación y la fuerza del trabajo ya que la provisión de infraestructuras publica y social de cuidado reduce las desigualdades educativas que afectan a niñas y niños. Aprovechemos pues la oportunidad que nos van a ofrecer los fondos Next Generation-EU”.

El Laboratorio que inicia hoy su andadura tiene por delante 12 meses de trabajo. Como meta se fija un objetivo, desde el análisis de la realidad y la potencialidad de los valores endógenos, que posibiliten espacios de co-diseño desde los que generar  proyectos tractores que, vinculados con la materia pongan en conexión a los actores que intervienen en el ecosistema local. Proyectos que puedan ser financiados a través de las diferentes convocatorias y que aporten valor y riqueza a Andalucía.

La FAMP y las corporaciones locales involucradas en la tarea, gracias a este Laboratorio, dispondrán de un instrumento fundamental mediante al cual, no solo poder observar cómo la economía del cuidado está creciendo a medida que aumenta la demanda de cuidado de la infancia y de las personas de edad en todas las regiones; sino también, tener una “escucha activa contando con las opiniones de las administraciones públicas, ciudadanía, universidades y agentes económicos y sociales”; para desde ahí, cooperar en el diseño de políticas públicas y la generación de proyectos que favorezcan el bienestar social, y el empleo, siempre pensando en la ciudadanía de Andalucía, en definitiva, favorecer a la gobernanza multinivel y multiactor.

Muela Tudela ha recalcado que “la pandemia ha demostrado la necesidad de reforzar la economía de los cuidados, la atención a las personas dependientes o vulnerables y el cuidado de la infancia y personas mayores. Es evidente que se requieren nuevas soluciones a la prestación de cuidados en dos frentes: en lo que respecta a la naturaleza y la facilitación de políticas y servicios de cuidado; y en términos de las condiciones en que los cuidados se prestan, esta iniciativa de Innovación Social y Pública que hoy se pone en marcha en la apuesta para ayudar a ese cambio en y desde lo local”.