Formación

linea 1 07-06-2020

Las Comisiones de trabajo de la Línea Estratégica 1 Gobernanza Local, Administración y Territorio de la FAMP validan sus propuestas para la recuperación socioeconómica de los municipios andaluces

Más de 80 electos y electas locales pertenecientes a las  cinco Comisiones de Trabajo de la FAMP integradas en la Línea Estratégica  1 “Gobernanza Local, Administración y Territorio” se han dado cita hoy a través de la plataforma telemática para validar las propuestas que el Ecosistema Local generado al efecto ha desarrollado entre abril y mayo, en pleno estado de alarma. Estas propuestas vienen a apoyar a quienes tendrán que asumir la responsabilidad de diseñar su propia “estrategia local” para la reconstrucción socioeconómica de sus municipios: afrontando esta nueva etapa de la forma más eficaz y eficiente posibles desde el valor de la gobernanza multinivel.

Ésta es la primera de las tres citas que se han programado para validar el trabajo de los “actores pertenecientes al Ecosistema Local” generado a tal efecto. Los respectivos acuerdos serán elevados a la Comisión Ejecutiva y al Consejo Municipalista de Andalucía para su ratificación y aprobación definitiva, el 22 de julio.

La FAMP pretende aprovechar la crisis provocada por este virus y convertirla en una oportunidad, apostando para ello por un nuevo modelo respetuoso con los recursos naturales, potenciando la economía circular y apoyando a los productores locales y comerciantes, valorizando la labor de los cuidados, la igualdad de género, la eficiencia energética, las renovables y el uso de  las nuevas tecnologías.

Esta mañana, las presidencias de las Comisiones de Haciendas y Financiación Local; Función Pública y Recursos Humanos; Modernización, Participación Ciudadana, Cooperación al Desarrollo y Calidad; Sociedad de la Información y Nuevas Tecnologías; y la Comisión de Mancomunidades, Reto de la Despoblación, Diputaciones y Elas, han defendido sus aportaciones en cada materia.

El presidente de la Comisión de Hacienda y Financiación Local y alcalde de San Juan de Aznalfarache (Sevilla), Fernando Zamora Ruiz, ha subrayado que la crisis sanitaria ocasionada por el COVID 19 ha tenido una grave repercusión económica y social en el tejido productivo local, constituido en gran medida por autónomos y micropymes en sectores como el comercio, la hostelería, el turismo y los servicios que han sido los más afectados, con una fuerte repercusión en el empleo.

Zamora ha abogado por la necesidad de una flexibilización de la “regla del gasto” que limita la gestión municipal. Algunos ayuntamientos tienen importantes “puntas de tesorería” inmovilizadas en entidades financieras y no pueden dar adecuada respuesta a las necesidades sociales y económicas que le plantean sus vecinos. “Se da la paradoja que disponiendo de recursos económicos no pueden invertirlos. Estos remanentes son el fruto del fiel cumplimiento del límite de déficit presupuestario que los ayuntamientos han cumplido durante años de dificultad económica, y no sería de justicia que se privase de esa capacidad para financiar gastos sociales y crear riqueza en nuestros pueblos y ciudades”.

En este sentido, ha presentado una serie de propuestas como mayores inversiones públicas y la aprobación de proyectos que permitan la contratación de desempleados locales, con especial hincapié en los sectores que más han sufrido los efectos de la pandemia. Por ello “es fundamental generar economía a través del emprendimiento empresarial con la promoción del comercio local”, ha afirmado.

La presidenta de la Comisión de Función Pública y Recursos Humanos y alcaldesa de Ayamonte (Huelva), Natalia Santos, se ha referido a que “sería un error si se prescinde” de la capacidad de gestión de la administración local, con ajustes en recursos humanos y formación porque “la respuesta de los ayuntamientos ha sido eficaz y rápida mostrando lo mejor de los empleados públicos durante esta pandemia”.

Santos ha apostado por las nuevas tecnologías para el funcionamiento y la prestación de servicios que debe impulsar la digitalización de la administración local con una apuesta por el teletrabajo que favorezca la conciliación familiar y laboral y como posible aliado en la lucha contra el despoblamiento.

La Comisión de Función Pública ha aportado una serie de propuestas transversales que comparte con otras comisiones como por ejemplo el apoyo a la Administración fácil con la reducción y simplificación de trámites administrativos. De igual manera,  promover el uso de la e-administración por las pymes o habilitar espacios web para que la ciudadanía pueda realizar aportaciones e ideas para la reactivación económica y la reconstrucción social. Finalmente, facilitar el acceso de internet a la población y a las empresas mediante la mejora de la red o la cobertura de la telefonía móvil potenciando zonas libres de Wi-Fi en los municipios andaluces.

El presidente de la Diputación de Granada y de la Comisión de Intermunicipalidad: Mancomunidades, Reto de la Despoblación, Diputaciones y Elas de la FAMP, José Entrena, ha adelantado algunas propuestas recogidas en este documento. En este sentido, ha abundado que es necesaria una transición hacia un nuevo modelo energético que beneficie al medio ambiente y genere riqueza y creación de empleo local en las áreas rurales y en los pequeños municipios.

“La movilidad en nuestros pueblos y ciudades debe cambiar aprovechando este momento para promover desplazamientos en entornos urbanos de pocos kilómetros y el uso de vehículos menos contaminantes. Es imprescindible incentivar el transporte público y colectivo de calidad y el uso de la bicicleta, así como devolver a los peatones más espacio. El uso de medidas blandas de cambio de usos del espacio público es una medida de bajo coste con un alto potencial de cambio del urbanismo en los municipios que ofrece mucha flexibilidad”, ha remarcado.

Entrena se ha referido al apoyo de las empresas locales con iniciativas como la entrega de vales para el consumo local a las personas que estén incluidas en Ertes o situaciones de exclusión social. “Desde las diputaciones se debe jugar un papel fundamental en las políticas sociales, con la colaboración continua con asociaciones y otros colectivos sociales. Pero para ello, es necesario poner en marcha planes de empleo locales enfocados a disminuir la exclusión social en colaboración con otras administraciones públicas o con fondos propios o a través de la relajación del uso de superávit o remanentes”, ha resaltado..

También ha planteado la necesidad de tomar medidas para evitar la exclusión digital territorial. En este sentido, se ha referido a la brecha digital entre el medio rural y urbano, que se ha evidenciado aún más con la implantación del teletrabajo durante el estado de alarma. “Todos los hogares deben tener acceso a internet”, ha indicado Entrena, quien ha defendido un plan para digitalizar todos los municipios a través de acuerdo entre las administraciones central, andaluza y local.

El alcalde de la localidad gaditana de Medina Sidonia, Fernando Macías Herrera, presidente de la Comisión de Modernización, Participación Ciudadana, Cooperación al Desarrollo y Calidad ha expuesto las debilidades de los ayuntamientos pequeños, la falta de recursos económicos, la escasez de personal o la brecha digital que se ha visibilizado durante la pandemia. De igual manera, ha denunciado que muchos vecinos y vecinas no disponen de herramientas tecnológicas ni recursos ni formación necesaria para garantizar el acceso a internet, y eso se agrava con una población envejecida que no está en circunstancias de adquirir esos conocimientos básicos que hoy demanda la sociedad.

Macías Herrera ha expuesto una serie de propuestas para la modernizar las infraestructuras en los municipios andaluces para mejorar la calidad y los servicios que prestan.  “El mundo rural, tan olvidado e infravalorado, debe cambiar su rumbo y salir de ese letargo institucional. Es preciso reforzarlo y apostar por nuevas fórmulas que lo hagan atractivo para las familias y  las personas que deseen vivir en estas pequeñas poblaciones. Pero para ello, hay que fomentar iniciativas empresariales y apostar por la agricultura y ganadería. Eso implica, modernización para adaptarlas a esta nueva etapa, sin olvidarnos del turismo rural como reclamo para que nuestros pueblos vuelvan a recuperar fortaleza y pulso”, ha manifestado.

Finalmente, el alcalde de Cañete de las Torres (Córdoba), Félix Romero Carrillo, presidente de la Comisión de la Sociedad de la Información y Nuevas Tecnologías, ha enumerado algunas propuestas que se recogen en este documento, entre ellas, la adopción de tecnología por parte de las ciudades y municipios de Andalucía para abordar la transformación digital de territorios inteligentes.

Romero ha manifestado que deberían favorecerse los “servicios digitales en ámbitos como la educación y la salud” preferentemente y especialmente hacia las zonas más despobladas. Los municipios tienen que “divulgar digitalmente” sus recursos naturales, culturales y patrimoniales pero desde soluciones tecnológicas sostenibles.  “Es el momento de favorecer el gobierno abierto pensando en el interés y la utilidad para la ciudadanía y las empresas”.

De igual manera, “es necesario potenciar” el comercio local con la puesta en marcha de herramientas tecnológicas, con plataformas de compra del comercio local o mercados de abastos conectados a la compra online.

“Hemos podido comprobar como durante la pandemia la solidaridad ha hecho que se generen pequeñas industrias de cooperación para la fabricación de material sanitario. Eso nos debe servir de ejemplo para entender que el fomento del cooperativismo y unificar experiencias pueden servir como motor económico y generador de riqueza, por eso debemos identificar esos valores desde la administración local y trabajar en nuevos modelos productivos”, ha concluido.